martes, 6 de enero de 2015

HABLA MENOS – Yehuda Berg

Una de las claves para conectar con el universo espiritual es no hablar mucho.
Suena descabelladamente simple, pero es también súper lógico.
Mientras más hablamos, más inconscientes nos volvemos de lo que está siendo dicho y de todo lo que ocurre a nuestro alrededor. Nos desconectamos de la película completa.
Por cierto, esto no sólo aplica para cuando hablamos en voz alta, ¡Sino también para cuando hablamos en nuestra cabeza! Muchos de nosotros podemos estar callados en el exterior, pero pasamos todo el día hablándonos a nosotros mismos en nuestras cabezas.
Mientras más ocupados estamos hablando, ya sea en voz alta o simplemente en nuestro interior, menos podemos estar presentes verdaderamente para los demás.